La falta de medios se está evidenciando en las labores de extinción de las decenas de fuegos que están calcinando Galicia. Ante esta situación, son miles los ciudadanos que están saliendo a la calle para aplacar las llamas.

A lo largo del día de hoy más 350 brigadas, 220 motobombas, 40 palas y una veintena de medios aéreos trabajaron en las labores de extinción. Además más de medio millar de militares procedentes de la unidad Militar de Emergencias (UME) ya se han desplazado hasta Galicia para continuar con la extinción del fuego.

En una nueva demostración de solidaridad y colaboración ciudadana del pueblo gallego, los ciudadanos se han echado a la calle y al monte para que las llamas no arrasasen más terreno. En las imágenes vemos como los vecinos se coordinan en una cadena humana para alcanzar las llamas con sus calderos de agua.

Asimismo, el ayuntamiento de Ponteareas ha puesto a disposición de los vecinos el pabellón municipal Álvaro Pino como punto de refugio para los ciudadanos de los concejos limítrofes más vulnerables facilitándoles agua, alimento y mantas para pasar la noche.

Deja un comentario